Seguidores

lunes, 27 de febrero de 2017

Jaime Salom: La casa de las chivas


Autor: Jaime Salom (Barcelona, 1925-Sitges 2013).

Obra: La casa de las chivas.

Fuente: 
Teatro selecto. Escelicer, Madrid, 1971.


Páginas 228-229.

JUAN.- ¿Por qué me cuentas a mí todas estas cosas?
PETRA.- Debes saberlo todo, para que puedas perdonarme (…) Por favor, Juan, perdóname, devuélveme la paz.
JUAN.- ¿Y por qué yo?
PETRA.- Eres la única persona que conozco que puede hacerlo.
JUAN.- ¡Te repito que no soy sacerdote! Si lo fuera, debería perdonar. Ahora me cuesta demasiado no odiarte, no abofetearte… ¡No eres más que una…!
PETRA.- Lo soy, sí. Pero hasta esta mañana no he sentido la vergüenza de serlo. Ya ves, a tantos como he conocido, y va a ser ese mocoso el único que me deje huella…
JUAN.- Puede que, en el fondo, yo sea responsable de todo eso… Por no haber conseguido que entendieras las razones de Dios… Mientras defendía su Ley, tal vez olvidaba la otra, la de la caridad.
VOZ DE MARIANO.- ¡Petra! ¿Vienes o no?

viernes, 24 de febrero de 2017

Simone Weil: Poemas

Autor: Simone Weil (París, 1909-Ashford 1943).

Obra: Poemas.

Fuente: Simone Weil: Poemas. Venecia salvada, Trotta, Madrid, 2006. Edición de Adela Muñoz Fernández.

Antonio Barnés, Dios en dos poemas de Simone Weil from Antonio Barnés Vázquez on Vimeo.

A una joven rica

Climena, con el tiempo quiero ver en tus encantos
Cómo mana de día a día y brota el don de las lágrimas.
Tu belleza no es aún más que una armadura de orgullo,
Que los días transcurridos convertirán en ceniza;
No se te verá [más], exultante, descender,
Orgullosa y sin máscara en la noche del sepulcro.
¿Hacia qué destino prometido, en tu flor pasajera,
Te deslizas? ¿Hacia qué destino? ¿Qué gélida miseria
Vendrá a oprimir tu corazón hasta hacerle gritar?
Nada se elevará para salvar tanta gracia;
Los cielos permanecen mudos a la espera del día que borre
Las facciones puras, una tez dulce que un día se vio brillar.

miércoles, 15 de febrero de 2017

Rosalía: En las orillas del Sar

Autor: Rosalía de Castro (Santiago de Compostela, 1837-Padrón 1885).

Obra: En las orillas del Sar

Fuente: Rosalía de Castro: En las orillas del Sar, Castalia, Madrid, 1990. Edición de Marina Mayoral.




Antonio Barnés, Dios en En las orillas del Sar de Rosalía de Castro from Antonio Barnés Vázquez on Vimeo.


4

   Era apacible el día
y templado el ambiente,
y llovía, llovía
callada y mansamente;
y mientras silenciosa
lloraba y yo gemía,
mi niño, tierna rosa,
durmiendo se moría.
   Al huir de este mundo, ¡qué sosiego en su frente!
Al verle yo alejarse, ¡qué borrasca en la mía!

domingo, 5 de febrero de 2017

Baudelaire: Las flores del mal

Autor: Charles Baudelaire (París, 1821-Londres 1967).

Obra: Las flores del mal

Fuente: Charles Baudelaire: Las flores del mal, Cátedra, Madrid, 2006. Edición bilingüe de Alain Verjat y Luis Martínez de Merlo.






I

BÉNÉDICTION

Lorsque, par un décret des puissances suprêmes,
Le Poète apparaît en ce monde ennuyé,
Sa mère épouvantée et pleine de blasphèmes
Crispe ses poings vers Dieu, qui la prend en pitié:

— «Ah! que n'ai-je mis bas tout un noeud de vipères,
Plutôt que de nourrir cette dérision!
Maudite soit la nuit aux plaisirs éphémères
Où mon ventre a conçu mon expiation!